¿Te estás preguntado cómo preparar las más deliciosas recetas o qué tipos de cocción puedes hacer en tu olla multifuncional Multichef? Si acabas de adquirir una de estas ollas eléctricas a presión como Multichef, o si estás pensando hacerlo, este artículo es para ti.

Aquí podrás conocer los mejores 4 tipos de cocción que puedes hacer en una olla multifuncional como Multichef, sí, ¡todos en la misma olla!. Ten en cuenta que estos procedimientos culinarios no necesitan presión y por lo tanto no es necesario tapar la olla para desarrollarlos. ¡Comencemos!

 

Dorar en tu olla multifuncional

 

Este es un método de cocción que, como su nombre lo indica, busca darle un color dorado al alimento y tostar un poco su parte externa. Se puede aplicar a todo tipo de comestibles, incluyendo carnes, pollo, pescado y verduras como la cebolla.

Para hacerlo se agrega un poco de mantequilla o aceite al alimento y se deja durante unos pocos minutos a una temperatura aproximada de 120 °C, aunque también es posible dorar alimentos sin agregar grasa, generalmente cuando estos ya la tienen en su composición.

Después de dorar, se recomienda dejar reposar el alimento sobre una toalla absorbente y, si no se va a consumir inmediatamente, evitar taparlo para que no pierda su textura.

 

Sofreír, no freír

 

Sofreír es uno de los tipos de cocción más conocidos. Se refiere a colocar un alimento en un poco de aceite para que se cocine ligeramente, no en su totalidad. En general, los alimentos se sofríen en una temperatura inferior a las 120° C para extraer su esencia antes de continuar con su elaboración, como los ajos y cebollas; también algunos tipos de carne para que queden crujientes.

Por el contrario, al freír un alimento este se debe colocar en una mayor cantidad de aceite, por un periodo más prolongado y con una temperatura superior a los 140° C. Este método de cocción no se recomienda hacerlo en ollas multifuncionales como Multichef.

 

Estofar, muy fácil en tu olla multifuncional

 

Es uno de los tipos de cocción más saludables y fáciles, ya que la comida como carnes rojas, carnes blancas y verduras se prepara en una base de caldo de forma lenta y a baja temperatura (aprox. 100 °C), logrando que los ingredientes no pierdan sus propiedades.

Para este método sí se recomienda tapar la olla, para evitar la evaporación del caldo y conservar el jugo de los alimentos.

 

Saltear, una cocción en movimiento

 

Este es uno de los tipos de cocción más versátiles. En esta técnica los alimentos se cocinan a fuego alto durante poco tiempo, siempre revolviendo y con una cantidad mínima de aceite o mantequilla. Así, el resultado será un plato dorado en su exterior, pero jugoso por dentro.

Esta técnica se aplica comúnmente a verduras como la cebolla, el puerro o la zanahoria y a carnes, pollos y mariscos de todo tipo.

Un consejo para realizar correctamente el salteado es cortar los alimentos en pequeñas porciones e ir agregando de a poco a la olla, así se evita que se superpongan unos con otros.

Como ves, una olla multifuncional es muy versátil y te permite hacer diferentes tipos de cocción, con y sin uso de presión. Haz clic aquí para conocer el Slow cooking: qué es y cuáles son sus beneficios.

 

Únete a nuestro grupo en Facebook o síguenos en Instagram para que hagas parte de la comunidad Multichef. Aprenderás muchas recetas y trucos para cocinar siempre lo soñaste.